domingo, 27 de septiembre de 2009

Ensayo de Alumno Claretiano III Parte

“Volvamos a mi yo de 13, que comenzó a ver aburridas las clases de religión y a no cantar en las celebraciones litúrgicas. Todo siguió relativamente bien (sí, a pesar del ‘lavado de cerebros’… ¿dónde está el libre albedrío entonces?) hasta que llevé una clase de Persona, Familia y Relaciones Humanas, genial curso.”

Siento todo esto como un llamado a replantear mi labor como docente y aún mas como “especialista en educación religiosa”. Los alumnos se aburre,dejan de participar como cuando estaban en primaria, les cuesta cantar, responder, participar. ¿Y qué sucedió?. A lo mejor necesitamos más dinamismo, necesitamos volver a presentar ¿Por qué es importante un curso de educación religiosa o mejor hacer coincidir la vida con lo que enseñamos en una clase de educación religiosa.

Por una parte hay muchas cosas en la currícula del colegio que a lo mejor el alumno no entendería para que estas puestas y ¿si supiera para que enseñamos?, mas adelante quizá el alumno me va a dar la razón cuando vea la importancia de las inteligencias múltiples.

Enseñamos Educación Religiosa porque es una asignatura eminentemente formativa, ayuda a poner las bases del conocimiento acerca de la fe de los que pertenecemos a este colegio de confesión católica, cuyos participantes llegaron libremente y supieron en un primer encuentro de que trataba el perfil del alumnos claretiano. Nadie puede negarse a lo que opto libremente.

Quizá nos hace falta coincidir la educación religiosa con la vida, con el quehacer cotidiano diario, como por ejemplo el conocimiento que tiene la iglesia sobre la vida, sobre el medio ambiente, sobre la justicia, conocer el planteamiento de la moral en la Iglesia,la doctrina social de la Iglesia. Ah dicho sea de paso los invito a leer la última encíclica del Papa Benedicto XVI “Caritas et Veritate”.

Y como se llegó al colegio muy libremente aquí no puede haber "lavado de cerebro" es simplemente profundizar en aquello que para nosotros es fundamental y hablaremos y concientizaremos de los nuestros. La Educación Religiosa nos hace mas hombres (Varones y Mujeres) y nos hace mas humanos.

Siempre hubo “libre albedrío” por que cada cual vino libremente y supo que el Colegio Claretiano es un colegio confesional a lo cual no podría renunciar porque desde ese momento dejaría de ser Claretiano. Hoy hay tantas alternativas de colegio, de pedagogías, de metodologías, con lo cual cada familia puede acceder a aquello que le parece mas conveniente para su hijo o hija y para su formación.

Continuamos después.

miércoles, 23 de septiembre de 2009

Continuamos comentando el ensayo

Seguimos con los comentarios acerca del Ensayo. Veamos un bloque más de este texto:

“...Si vemos más allá, a nivel social, lo que se está conformando es una estructura clasista de la sociedad, en la que las familias con recursos tienen a sus hijos en unos colegios y el resto de la población en otras. Para la congregación el negocio no está nada mal. Se ha creado un hoyo de mercado entre un grupo social con recursos; pero dejemos de lado esto, que creo que hay más aspectos de los cuales reflexionar.”

Llama la atención que el joven se siente perteneciente a una clase social, la cual no crítica sino solo señala formar parte de ella y que habría que admitir que esta “clase social” es la que cubre le ineficacia del Estado de llegar a brindar una educación de calidad para todos.

Me pregunto y quizá le preguntaría al joven, que seria de la educación nacional sino hubiera padres que cubrieran la educación de sus hijos de una manera privada, a lo mejor estos mismos jóvenes no tuvieran las posibilidades de estudios y de desarrollo en la cual se encuentran. Esta “clase social” es la que soluciona el problema de la educación en el país.

Dice también que para la congregación el colegio es un negocio. Aquí tenemos que ser claros y que no es cuestión solo de nosotros los Misioneros Claretianos. Para nosotros un colegio es una plataforma de evangelización, es un lugar donde podemos anunciar la buena noticia de Jesús. Y a su vez es también una inversión para sostener nuestros obras de apostolado y nuestro servicio misionero a los necesitados, porque de aquí se ayuda para poder ayudar en lugares difíciles de evangelización y otras obras de la congregación a nivel mundial. Si esto se entiende por negocio, Bienvenido sea.
Luego seguiremos.

martes, 22 de septiembre de 2009

COMENTANDO EL ENSAYO DEL BLOG DE NOTICIAS CLARETIANAS

Revisando el blog de comunicación llamó mi atención el ensayo que preparó un alumno nuestro en una tarea que tuvieron que presentar como fin del bimestre, copio parte del ensayo que luego comentare:

“Así lo dijo Jorge Gonzáles
Por la misma forma de ser de estos colegios, los alumnos reciben una educación conservadora y dogmática. Estos alumnos, especialmente cuando llegan a adolescentes, aprenden más pronto de lo previsto las ventajas de la doble moral (no puedo explicar de otra forma cómo los insultos, el ‘volteo de mochilas’ y las bromas son compatibles con el hecho de que la mayoría se haya confirmado)”

Me llama la atención la calificación de educación conservadora y dogmática. Creo más bien que nuestra educación es holística porque intenta llegar a toda la persona humana en su integridad, cuerpo y alma, conocimiento y valores, inteligencia y corazón. En mi modo de ver una educación conservadora seria aquella que se preocupa solo por alimentar la parte cognitiva del ser humano y hacer de él un gran ET pura cabeza.

Me encanta que nuestro querido alumno hable de algo que adolecemos y sobre todo que nos hace vivir en hipocresía la “doble moral” y sobre todo que el la perciba en actitudes incoherentes que tenemos después de nuestro gran retiro de confirmación o de nuestra confirmación porque volvemos a la vida sin que esto halla tocado de verdad nuestro corazón y volvemos a lo mismo, como por ejemplo el no ser fraternos, solidarios con los compañeros de la promoción, el ayudar a sacar adelante algunas ideas de otros compañeros, el perder el sentido de unidad de la promoción etc.

Aquí viene algo interesante del alumno:

“Cuando los padres se dan cuenta de ello, no les preocupa mayormente, porque en cierta forma ellos también practican esta doble moral, y de la misma manera se han dado cuenta de que si bien, su hijo no responde a sus expectativas, pertenece a un buen colegio con prestigio e influencias, y ello tiene sus ventajas.”

Señala que son los papas los primeros que viven esa doble moral, viviendo realmente de apariencias y no de realidades solo para lucir en la sociedad que sus hijos están en un buen colegio pero que no les preocupa si de verdad se vive de valores, si de verdad son auténticos padres con sus hijos. No basta solo con darle un colegio y en el cual se puede depositar la confianza y que ellos vean si el hijo va por buen camino es necesario vivirlo en casa, exigirlo en el colegio y ser auténticos.
Seguiremos comentando el artículo de nuestro alumno, está muy valioso.

jueves, 17 de septiembre de 2009

Memorial del Misionero

Estas líneas que pondre a continuación forma parte de una tradición de los misioneros claretiano. Ya el P. San Antonio María Claret pedia que cada uno de los misioneros llevásemos en un papelito escrito este mensaje.
Creo que esto no es solamente para nosotros los misioneros claretianos, sino que puede servir para otros tantos que se identifican con nuestra obra y misión y que comparten el mismo don carismatico que El Señor dió a San Antonio María Claret.
Aspiro a que mucho puedan dejar su comentario sobre algunas de estas frases que toca su corazón y ojala esto nos ayude a crecer como maestros claretianos. Tomen nota.

"Un hijo del Inmaculado Corazón de María es un hombre que arde en caridad y que abrasa por donde pasa. Que desea eficazmente y procura por todos los medios encender a todos los hombres en el fuego del divino amor. Nada le arredra;se goza en las privaciones;aborda los trabajos;abraza los sacrificios;se complace en las calumnias;se alegra en los tormentos y dolores que sufre y se gloría en la cruz de Jesucristo. No piensa sino cómo seguirá e imitará a Cristo en orar, en trabajar, en sufrir, en procurar siempre y únicamente la mayor gloria de Dios y la salvación de los hombres."

martes, 8 de septiembre de 2009

Una reflexión sobre los padres

No quisiera caer en ese círculo vicioso de echar la culpa a los padres y que a su vez ellos nos echen la culpa a nosotros por la conducta o los resultados de los hijos. Pero sí, tengo que decir algo. Ser papá no es nada fácil y la responsabilidad que acarrea el tener hijos. No basta solo con engendrarlos es importante darles amor, tiempo y hablo de tiempo real, no calidad de tiempo, dedicación, atención, seguridad, serenidad y hasta salud mental. Como ven no he dicho nada de darles cosas o dinero sino todo lo contrario se trata de darse, dar de uno. Esto es lo que logrará dar la seguridad al chico y la capacidad de desarrollarse con libertad y de estar auténticamente identificado con su genero y su persona. No entiendo como puede haber padres que solo dan su dinero y su trabajo. Aquellos que se olvidan que tienen hijos y de aquellos que son incapaces de cuidar de cada uno de ellos. ¿Para que engendrar hijos?. Hoy nuestros hijos necesitan de nosotros, de nuestro tiempo y de nuestra dedicación, ojala los futuros padres pudieran comprender está gran necesidad y se apliquen a ello para lograr una mejor generación de hijos.
video

jueves, 3 de septiembre de 2009

El retiro de confirmación

Participe de las confesiones y del ultimo día de retiro de los alumnos de cuarto de secundaria y quede con una inquietud.
Habíamos abierto ciertas heridas que a la verdad todos traemos pero que en algunos es mas traumática que en otros. Y digo más traumáticas porque algunas quisa no encuentren solución porque dependen de terceros.
Lo chicos salieron dispuestos a cambiar sus cosas, sus vidas, pero eh allí mi inquietud. ¿Qué encontaron ellos al llegar a casa?.
Después del retiro ¿Qué?. Esa es mi preocupación. ¿Tendrán los chicos y chicas una oportunidad para ser mejores, para cambiar su relación, para que se sientan queridos y estimados por sus padres, sentir que son importantes y para lo cual lo demuestran con el tiempo que le dedican?
Yo espero y ruego a Dios que si. Hoy mas que nunca es difícil ser Papá o Mamá el maldito trabajo les roba el tiempo y la oportunidad, sin querer pronto los verán crecidos y frente a lo cual ya no podrán mimarlos porque ellos también tendrán mucho que hacer.
Cuanto falta hace trabajar con la familia, para curar heridas, para renovar el propósito, para renovar el amor. Si el amor no se cuida se diluye, se pierde, desaparece.
Trabajemos para hacer de nuestros hijos esas personas felices.